© 2016 FUNDACIÓN VIVIR EN ARMONÍA

Acerca de la Fundación

 

La Fundación Vivir en Armonía (FVA) es una organización sin fines de lucro que tiene como fin el desarrollo integral del ser humano, entendido como el crecimiento armónico de todas sus facultades: físicas, emocionales, intelectuales, sociales y trascendentales.

 

 Su objeto social queda enmarcado dentro de la orientación social, en la creación de espacios de aprendizaje que pueden darse en cualquier ámbito en el que los seres humanos conviven. A partir del resultado del acercamiento de la FVA a esos espacios, la asesoría e intervención en materias tales como salud, vida social, familia, educación y trabajo.

 

Su acción se relaciona con el Eje 1 del Plan Nacional de Desarrollo 2013 – 2018, “Un México en Paz” para lo cual realiza las siguientes actividades:

 

Propicia espacios para la atención y solución de la problemática humana en todas sus dimensiones.

Se vincula con organismos nacionales y/o extranjeros para la puesta en acción de programas de intervención enfocados al desarrollo humano integral.

 

Realiza investigación de los procesos de cambio, con la finalidad de crear un cuerpo de conocimientos respecto al desarrollo humano.

 

Difunde información que permita a la población en general, conocer los avances obtenidos por la propia FVA, a través de campañas masivas, programas particulares de atención grupal o individual. Para ello utiliza cualquier medio, sea visual, impreso o virtual, auditivo, grabado o en vivo, textual o cualquier otro.

 

 

 

Desde su creación en el año 1999 ha participado en programas educativos de desarrollo humano, tales como el Diplomado en Eliminación de la Violencia, con la Universidad de Guadalajara; Los cursos de capacitación del Foro Humanista y Mundo Sin Guerras ni Violencia y diversos programas que buscan la promoción de la educación para la paz por diversos medios como actividades artísticas y culturales.

 

Entre los proyectos de la Fundación Vivir en Armonía se encuentra poner en marcha un programa de educación para la paz con diferentes niveles de atención orientado por sectores poblacionales como son padres de familia, mujeres, jóvenes y niños, maestros, trabajadores de transporte público, entre otros.

 

En estos programas se buscará la promoción de la equidad de género, el apoyo en la defensa y promoción de los derechos humanos y el fortalecimiento del tejido social y la seguridad ciudadana.